Reproducción carrocería PVC

Realizar una carrocería en PVC resulta extremadamente sencillo aunque pueda parecer lo contrario inicialmente, basta disponer de una carrocería modelo y no más de 10€ en material para reproducirla, sólo habrá que añadir algo de interés y cierta habilidad, pero sin duda se trata de una tarea “infantil”. El caso que se presenta a continuación es especialmente simple por las reducidas dimensiones del modelo ya que se trata de un MiniZ Buggy escala 1:28.



Material necesario
  • Carrocería original a utilizar como modelo.
  • Escayola, en el caso que nos ocupa 1Kg ha sido más que suficiente. (2€)
  • Cubeta para molde escayola, servirá cualquier tartera de la medida adecuada.
  • Vaselina, cualquier vaselina neutra.
  • Cámara de vacío. (2€)
  • Marco de madera para cámara de vacío. (2€)
  • Lámina PVC (2€ lámina 70 cm x 100 cm de venta en Resopal)
Herramientas necesarias
  • Pincel.
  • Aspiradora doméstica.
  • Horno doméstico y guantes.
Fabricación molde escayola
- Partimos de una carrocería modelo disponible que si bien en este caso se encuentra en buen estado serviría cualquier otra puesto que una vez fabricado el molde podemos manipularlo completando aquellas partes que sean defectuosas.

- Desmontamos la carrocería y rellenamos de plastilina su interior proyectándola verticalmente. La introducimos en la cubeta tal como se ve a continuación.

- Hacemos el preparado de escayola con más agua de la normal puesto que la mezcla debe quedar lo bastante líquida para que se adapte a la forma de la carrocería y no queden burbujas. Procedemos a verter el preparado sobre la carrocería. Dejamos pasar varias horas hasta estar seguros de que la mezcla ha fraguado.

- Procedemos a la extracción del bloque ya fraguado y cuidadosamente extraemos la carrocería del bloque obteniendo el siguiente molde negativo. Lo impregnamos de vaselina con pincel, el objetivo es crear una película de separación con el nuevo preparado de escayola que vamos a verter en su interior. Vertemos de nuevo escayola líquida en su interior y seguimos las mismas instrucciones, es decir, “esperar a que fragüe” para posteriormente extraer.

- Obtenemos el siguiente molde positivo.

- Recortamos las partes sobrantes del molde, también puede ser de utilidad acoplar encima la carrocería original y marcar el contorno de la misma a modo de guía para la fabricación de las carrocerías réplica.

Fabricación cámara de vacío
  
- El propósito de la cámara de vacío es obtener una superficie plana perforada capaz de absorber la lámina de PVC con el objetivo de adaptarlo a la forma del molde positivo que se situará sobre dicha cámara de vacío, por tanto basta decir que necesitamos una “caja” de las dimensiones acordes al modelo, con una tapa plana perforada en la parte superior y con un agujero lateral para adaptar la manguera de una aspiradora doméstica. En este caso la hemos elaborado con una caja de plástico adaptando en la parte superior una rejilla perforada que usan los niños para jugar con “los pinchitos”, (agradecimientos a mis hijos por ser tan comprensivos y donar su material). La solución aplicada sólo resistió un uso por lo que en breve deberemos hacer una nueva versión, el motivo es que la aspiración es bastante fuerte como para hundir la rejilla curvándola y afeando el resultado por lo que se requiere una tapa rígida.


- Además se requiere un marco rectangular de la medida exacta de la cámara de vacío. Procedemos a la fabricación del mismo que no describo por resultar obvio.




Reproducción de la carrocería
   
- Tomamos una lámina de PVC y la cortamos a la medida exterior del marco de madera de la cámara de vacío, por las dimensiones del modelo que estamos reproduciendo con una lámina de 70cm x 100cm podemos fabricar 20 carrocerías, por lo que en material podemos decir que una vez dispuestos todos los medios cada carrocería tiene un coste de 0,10 €.

 

  - Grapamos la lámina de PVC al marco de madera en suficientes puntos para que posteriormente soporte el estiramiento por succión.


- Procedemos: 
  • Precalentamos horno a 120 ºC.
  • Preparamos el molde positivo de escayola sobre la cámara de vacío.
  • Introducimos y fijamos la manguera de la aspiradora a la cámara de vacío y encendemos la aspiradora. (La cámara de vacío debe estar cerca del horno porque la aplicación de la lámina de PVC debe ser en caliente).
  • Introducimos en el horno el marco de madera con la lámina de PVC, en el momento que observamos que la lámina de PVC se reblandece hasta un punto que consideremos suficiente (sin quemarse) extraemos el marco (con guantes obviamente) y lo aplicamos sobre la cámara de vacío firmemente con la cara de la lámina de PVC hacia abajo.
   
- Si todo sale entre regular y bien obtendremos algo similar a esto, que es mejorable si no se hunde la rejilla perforada de la cámara de vacío ;)

- Finalmente procedemos a recortar la nueva carrocería y a montar sobre el modelo. También podemos fabricar un alerón cortando y plegando un trozo de PVC tal como se ve en la foto siguiente.

- La lámina de PVC puede ser de color para decorar con pegatinas como en el caso que nos ocupa pero también puede ser transparente para posteriormente pintarla por su interior.


10.Feb.2013 - Nueva cámara de vacío

Para llevar a cabo un proyecto completo de carrocería, una vez elegida la decoración, es decir, una vez que he recibido unos adhesivos en vinilo de regalo... elijo el color de fondo de carrocería más acorde y repito el proceso. En este caso realizaré una carrocería en blanco.

Como la cámara de vacío primera sólo soportó un uso he procedido a realizar una nueva, la base ha sido una caja de madera cuya tapa superior ha sido cuidadosamente perforada hasta obtener el siguiente resultado.



En la imagen se puede observar que el marco ha sido unido a la cámara de vacío mediante unas bisagras para que su aplicación sea más sencilla. En este caso he prescindido de horno y he comprado una pistola de calor por 36 EUR, así evito el uso del horno y los riesgos alimentarios. ;)



El procedimiento es similar a lo ya descrito, con la salvedad de que calentaremos el PVC mediante pistola de calor y no mediante horno, si bien es cierto que en este caso resulta más difícil aplicar el calor de manera uniforme sin dañar la lámina de PVC.

Tras varios intentos vamos adquiriendo cierta habilidad por lo que finalmente empiezo a obtener resultados aceptables.


Aquí se puede ver la carrocería montada sobre el chasis aún sin decorar.


Empleamos las etiquetas de vinilo recortándolas donde es preciso y finalmente obtenemos un resultado que en esta ocasión resulta satisfactorio.


Espero que este breve tutorial sirva para que más de uno se anime porque realmente no es una tarea compleja.







No hay comentarios:

Publicar un comentario